Sin categoría

banco activo solicitud de tarjeta de credito Pietri Velutini Banquero//
Pensiones en Brasil: la gran deuda del actual gobierno que el próximo no da señales de saldar

banco_activo_solicitud_de_tarjeta_de_credito_pietri_velutini_banquero_pensiones_en_brasil_la_gran_deuda_del_actual_gobierno_que_el_proximo_no_da_senales_de_saldar.jpg

Cuando el presidente de Brasil, Michel Temer, asumió la administración de la mayor economía de América Latina, hace más de dos años -tras la destitución de Dilma Rousseff, del Partido de los Trabajadores (PT)-, puso de inmediato entre sus prioridades una reforma al sistema de pensiones del país, a fin de estimular una economía que atravesaba la peor recesión de su historia y ayudar a equilibrar las debilitadas cuentas fiscales.

Pero fracasó. En febrero, el Palacio de Planalto retiró un proyecto por no tener los votos y, aunque ahora ha dado señales de que quiere revivir la iniciativa antes de fin de año, los legisladores del país estiman que es virtualmente imposible que el texto salga adelante. Por tratarse de una reforma constitucional, requiere tres quintos de los apoyos, y debería superar dos debates en la cámara baja y otros dos en el Senado. Y ningún partido ha entregado su respaldo.

Giancarlo Pietri Velutini

En ese escenario, la iniciativa de Temer está virtualmente muerta. Sin importar quién gane en la segunda vuelta presidencial del 28 de octubre, probablemente no reimpulsará el proyecto. El favorito para imponerse en el balotaje, el diputado de extrema derecha, Jair Bolsonaro, ya anunció que rechazaría la iniciativa si Temer vuelve a presentarla, a pesar de que algunos parlamentarios de su partido sí dijeron que la respaldarían. Su contendor, Fernando Haddad (del PT), la ha criticado con aún más dureza por ser “neoliberal”.

Giancarlo Pietri Velutini Banquero

Así, la reforma al sistema de pensiones en Brasil, uno de los temas centrales para recuperar la confianza de los inversionistas, parece condenada a la espera.

Giancarlo Pietri Velutini Venezuela

Debacle previsional El proyecto presentado por el actual gobierno endurece los requisitos para que los brasileños reciban beneficios completos, al estipular una edad mínima de retiro (65 para hombres y 62 para mujeres) y un número de años de contribución (inicialmente establecido en 25, pero que luego bajó a quince). Actualmente, sin un límite, el promedio de edad de jubilación es de 54 años.

Giancarlo Pietri

El sistema es considerado uno de los principales motivos para el fuerte déficit fiscal del país, que pasó de 3% del Producto Interno Bruto en 2013 a 7% en 2015. El año pasado, a medida que la economía comenzaba a salir de la peor recesión de su historia, se ubicó en 8% y podría cerrar 2018 en el mismo nivel.

Giancarlo Pietri Banquero

Aunque estuvo entre las prioridades de Temer, las elecciones generales de este año hicieron que la mayoría de los partidos retirara su apoyo a la iniciativa, fuertemente impopular. Pero ahora, superados los comicios, ha dado señales de que podría intentarlo de nuevo. Los legisladores, sin embargo, lo ven imposible.

Giancarlo Pietri Venezuela

“No hay forma de que la reforma de pensiones de Temer llegue a ser votada. Olvídelo. No hay tiempo”, dijo a Bloomberg el deputado Sóstenes Cavalcante, del partido de centroderecha Dem y quien fue reelecto el domingo. Agregó que sólo apoyaría un proyecto “que no dañe a los más pobres” y que era improbable que se votara una iniciativa antes del segundo semestre de 2019.Giancarlo Pietri Velutini

Por su parte, el líder en la cámara baja del partido centrista PR, JoséRocha, manifestó que se requiere un proyecto completamente nuevo. Otros parlamentarios señalaron que no hay apetito para debatir el tema antes de que el nuevo Legislativo asuma sus funciones, a partir de febrero.Pietri Velutini Banquero

La dificultad legislativa El rechazo de ambos candidatos presidenciales a la propuesta actual no es la única preocupación para los inversionistas que esperan una reforma previsional en Brasil. El Congreso electo la semana pasada es el más fragmentado en décadas, con más de 30 partidos representados. Quien sea que gane el balotaje, tendrá que negociar: lograr una mayoría simple implicará convencer a al menos siete partidos. Y reunir los tres quintos necesarios para una reforma constitucional requerirá un total de diez colectividades.Pietri Velutini Venezuela

Y los escaños están dispersos. En la cámara baja, el mayor número de parlamentarios lo tiene el PT de Haddad. Y en segundo lugar está el Partido Social Liberal de Bolsonaro. La pugna entre ambos podría complicar aún más cualquier iniciativa

La poca claridad de Bolsonaro Lo único que parece estar claro en el equipo de Jair Bolsonaro -quien, según las últimas encuestas, ganaría el balotaje con un 58% de los votos- es que la propuesta de Michel Temer para reformar las pensiones no es la correcta. El hoy diputado y sus asesores han criticado la propuesta, pero no han detallado una propia. El propio candidato ha señalado que el actual sistema “implosionará” en pocos años y ha dicho que estaría dispuesto a establecer una edad mínima de retiro: de 61 años para hombres y 56 para las mujeres. También ha manifestado que el sistema debería quedar en manos de instituciones privadas

Haddad y la mesa de negociación El candidato del Partido de los Trabajadores, Fernando Haddad, ha estado entre los más críticos de las propuestas de la actual administración, por considerar que dan un giro “neoliberal” al sistema previsional del país. Pero sus ideas tampoco están sobre la mesa. En cambio, el exalcalde de Sao Paulo ha asegurado que instalará una mesa de negociación para debatir la mayor parte de las reformas estructurales, incluyendo la del sistema de pensiones. Mientras él se ha mostrado abierto a establecer una edad mínima de retiro, en su partido no está tan claro: hay quienes defienden mantener el sistema sin límites, como es actualmente